Energiza: Consejos para controlar tu lenguaje corporal

Energiza: Consejos para controlar tu lenguaje corporal

by Gano Excel

Also available in: enEnglish (Inglés)

Seguramente has escuchado la frase. “No importa tanto lo que dices, sino cómo lo dices.” Tal vez lo has experimentado personalmente. Quizá por accidente, te hayas metido en un problema porque tu tono o lenguaje corporal dieron la impresión equivocada de lo que querías decir. Te guste o no, sea intencional o no, tu lenguaje corporal es importante a la hora de encontrarte con otros para energizarles. 

A la hora de energizar a un prospecto o miembro de equipo, te conviene que todo tu cuerpo comunique tu entusiasmo por aquello que compartes – ya sea un sobre de GanoCafé en una reunión 1 a 1, o la presentación de la oportunidad en un evento local. A continuación, incluimos una serie de prácticas para mejorar las señales no verbales que transmites.

La cabeza

Ten presente tu cabeza, tu cara y en especial tus ojos. Procura mantener tu cabeza en alto en una postura balanceada. Practica subirla suavemente si tiendes a mirar hacia abajo. Mover ligeramente la cabeza en señal de afirmación te da la oportunidad de ajustar la postura de tu cabeza. Es bueno también mantener contacto visual. Mira a la persona directamente a los ojos por unos cuantos segundos a la vez. Tampoco te les quedes viendo fijamente, sino lo suficiente para transmitir tu interés.

Las manos

Lo que haces con tus manos también transmite señales sobre tu interés y presencia en una conversación. Evita agarrar inquietamente cosas como tu ropa, teléfono o bolígrafo pues ello comunica aburrimiento. Cruzar los brazos frente a tu cuerpo transmite una actitud defensiva; poner las manos en la cintura transmite agresividad. Relaja tus manos y mantenlas a tus lados o sobre la mesa. También procura no tocarte la cara; mucha gente lo percibe como una señal de deshonestidad. Practica frente al espejo tus gestos para ver la diferencia entre una mirada pensativa y otra que genera desconfianza. Finalmente, practica saludar estrechando la mano con firmeza, pero no tanto que genere incomodidad o resulte doloroso para la otra persona.

Las caderas

La seguridad en uno mismo también se transmite con la postura de las caderas. Evita encorvarte o voltearte en dirección contraria a tu auditorio. Ponte en pie y ten presente la tensión de tu cuerpo. Siente en dónde está centrado tu peso y ajústalo de manera consciente para equilibrarlo. Distribuye tu peso equitativamente en ambas piernas, brazos y cuerpo. Respira hondo unas cuantas veces para reacomodarte y mejorar tu postura. Con ello, tendrás más fuerzas, mejorarás tu postura, encauzarás mejor tu energía positiva y evitarás que los nervios te traicionen.

¡Muéstranos tu gran lenguaje corporal! Tómate una foto en tu postura “Energiza”
e incluye la etiqueta #ganoexcelusa.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More

Privacy & Cookies Policy